LOST IN CONTEMPLATION OF WORLD

POLÍTICA: ¿Somos el conejo de Alicia?

Por: José Andrés Sánchez

ilustracion-CEGUERA (3)-2
Ilustración: Roberto Unterladstaetter

 ¿Y de qué sirve un libro sin dibujos ni diálogos?

(Alicia, en Las Aventuras de Alicia En El País de Las Maravillas – Lewis Carroll)

Salgamos de la caja.

En este artículo pretendo analizar una idea profundamente arraigada en el esqueleto mental del cruceño. No lo haré a través de procesos históricos, dinámicas culturales, conflictos regionales o esquemas sociales. El análisis partirá de un postulado de la psicología conductual: la ceguera “inatencional”.

Antes, un breve relato:

Dos cruceños de 35 años se reúnen en una oficina. El primero, un empresario en camino al éxito económico. El segundo, un profesional que da sus primeros pasos en la actividad política nacional. Tras los saludos correspondientes inician la charla.
– “Vengo a solicitar una donación para la campaña por el NO”, dice el activista político
– “Con gusto puedo ayudar”, responde el empresario y luego consulta: “¿Me podrías enseñar la estrategia?; ¿Tenés una carta de presentación con la solicitud por escrito?”; ¿Cuáles son, además del voto NO, las otras propuestas de la agrupación?”; “¿Ya tienen personería jurídica?”.
Todas las respuestas que otorga el activista son negativas.
– “No tenemos nada de eso”.

Todos conocemos la idea de que los cruceños ‘no fuimos hechos para la política’. Que esas estrategias de poder las manejan expertos ‘maquiavélicos’ desde el altiplano e incluso he llegado a escuchar frases como que “somos muy hidalgos y honestos como para entender esos juegos sucios”.

No estoy de acuerdo con esa premisa.

La política, como la vida misma y las actividades profesionales, no escapa a la planificación estratégica, la elaboración de objetivos, actividades y presupuestos. En Santa Cruz de la Sierra conviven adultos profesionales que desarrollan su trabajo con suma eficacia y eficiencia. Crean presupuestos, entablan desafíos, emprenden riesgos, generan utilidades. ¿Acaso no somos el motor económico del país?

La raíz de nuestro analfabetismo político no puede ser regional. Es ilógico. La ideología no se enseña, la cultura no se forma. Existen. He aquí entonces la pregunta: ¿qué hace que un individuo (o una sociedad) se encuentre ciega y extraviada cuando la extraen de su zona de confort? ¿Por qué al momento de incurrir en este campo cometemos errores tan básicos que parecemos niños sentados en la mesa de los adultos?

En 2002 el psicólogo israelí Daniel Kahnemann obtuvo el premio Nóbel de Economía por sus ideas acerca de la manera en la que los humanos tomamos decisiones. En un documental de la BBC, Khanemann explica:

– “Los errores no son accidentales. Tienen una forma. Una estructura. Siguen tendencias y lo interesante de eso es que los hace predecibles. Dentro del corazón del pensamiento humano hay un conflicto entre la lógica y la intuición. Ahí nacen los errores”.

Uno de los errores más comunes es no darnos cuenta de lo que sucede frente a nuestros ojos. Cuando nos enfocamos en una tarea específica solemos ignorar cosas muy obvias. A este fenómeno del pensamiento se le llama ‘ceguera inatencional’. Así podemos explicar errores tan comunes como tomar una mala decisión económica, o errores a largo plazo -como fumar-, o errores de planificación como – en el caso expuesto anteriormente- solicitar una donación económica sin siquiera tener un presupuesto planificado.

¿Sufrimos los cruceños de ceguera inatencional al momento de entrar en el ámbito político? ¿Estamos tan cegados por la urgencia del problema que somos incapaces de ver el ‘gran cuadro’? ¿Somos el conejo desesperado de Alicia que persigue el tiempo sin motivo alguno?

La psicología económica nos dice que probablemente así sea. ¿Por qué motivo cometemos este error una y otra vez? Corremos detrás de un objetivo pero no reparamos nuestra mirada en todo aquello que sucede a nuestro alrededor. ¿Qué es lo que no miramos y cuáles son los motivos que nos impiden reconocer la realidad? Pues la respuesta a esas interrogantes tal vez se encuentre en la cultura, la historia, las dinámicas sociales y los ideales políticos que existen; pero desconocemos.

José Andrés Sánchez

8 Comentarios

  1. Es tan arraigado el sesgo entre Oriente y Occidente que, temerariamente, pretendemos diferenciarnos en ese aspecto. La generación que está entrando no tiene ya ese tema en agenda, son inclusivos y pendientes de su día a día. Es tiempo nomás.

     
    • Agarrense bolivianos …referéndum ..= mas años de msndato =cambios en la constitución =nuevas leyes =poder unanime al presidente y los que tiene al lado =censura cierre de medios de comunicacion=adiós democracia=ley mordaza=corrupción anarquía populista ….RESUMEN ..OTRA VENEZUELA….CAOS…VIOLACIÓN A LOS DERECHOS HUMANOS …NO LE DEN ESPACIO A EVO PARA QUE SE ETERNISE EN EL PODER …RECUERDEN CREARÁ LEYES HABILITANTE PARA QUE EVO MANEJE EL PAÍS CÓMO LE DE LA GANA …NOOOOO NOOOOO Y NOOOOO A ESA REFORMA .POR USTEDES HAGN valer su derecho …EN VENEZUELA SÓLO UN GRUPO ACABO A UN PAÍS RICO ..AHORA ES EL PAÍS MÁS POBRE.. SOLO HAY HAMBRE MISERIA MUERTOS .ABRAN LOS OJOS ..ESTÁN A TIEMPO.

       
  2. Creo que es este articulo es un psicologismo. Es decir, reducir una realidad concreta y compleja a un mero mecanismo cognitivo o psicológico. Creo que en eso no radica la crisis política que vivimos. Un ejemplo, la crisis con el sector salud debido a la promulgación de la ley municipal de Percy que ha desatado un paro del sector de 72 horas. ¿Hay un problema psicológico? No, es económico y político. La Alcaldía recibirá menos recursos por el IDH debido a la caída de los precios del petróleo. La Ley de Salud de la alcaldía es una ley que quiere descargar esa falta de recursos sobre los trabajadores del sector, primero, y sobre la población después. No hay dinero para ítems o contratos indefinidos. Pero se quiere mantener a una masa importante de asalariados en una especie de “tierra de nadie” entre lo legal y lo ilegal en cuanto a la ley laboral vigente. La alcaldía dice que con esta ley ya no se necesitaran fondos del estado sino que los hospitales recaudaran sus recursos propios. Eso es la creación de cobros a los pacientes. O sino ¿a quien pues le van a cobrar? ¿a la Coca Cola? En síntesis, es un problema complejo y no podemos reducirlo a la psiquis de la Alcaldesa Sosa y el Alcalde. Ellos no exigen al gobierno mas ítems porque están aliados a este y hacerlo ahora sería comprometer seriamente el SI en el próximo referéndum.
    La política que ellos ejercen, conservadora y tendencialmente privatizadora y antipopular, ese es el problema y no su psiquis. Ellos no tienen malas decisiones. Deciden por meterla a la ciudad mas cemento, y benefician a los empresarios relacionados con esas actividades. No toman malas decisiones. Ellos practican la política correcta a sus intereses ¿viste?
    A veces teorizar al margen de la realidad nos lleva a estos enredos reduccionistas. Salga de su cabeza amigo, vaya a los barrios, vaya al consejo, y vea como los que usted dice que se equivocan, en realidad no lo hacen. No hacen ninguna inocentada o lapsus. Todo su política esta plagada de dolo, premeditación y alevosía.
    Saludos

     
    • Gracias por comentar y por las recomendaciones. Precisamente la idea del articula era esa misma que usted señala. Cordiales saludos

       
  3. Excelente artículo José Andrés.
    Hay que difundirlo para despertar la consciencia ciudadana y dejar la comodidad en la que muchas veces nos dejamos caer.

     

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Últimos de José Andrés Sánchez

MÚSICA: John Lennon

Por: José Andrés Sánchez En la portada de Double Fantasy, John y
Go to Top